TrumpTower2-Copiar

El desarrollador inmobiliario estadounidense Donald Trump anunció una inversión de US$ 100 millones en un edificio de 125 apartamentos que se hará en la parada 10 de la Brava, Punta del Este, Maldonado, Uruguay. En la Argentina esas inversiones se hacían solo en los años ’90, como Puerto Madero… hoy una colonia kirchnerista.

Donald Trump eligió Punta del Este para realizar su 1er. proyecto en América del Sur: será un edificio de 125 apartamentos residenciales a levantarse en la parada 10 de la playa Brava y que tendrá una inversión de US$ 100 millones, informó la prensa uruguaya.

La Trump Tower Punta del Este se comenzará a construir en 6 meses y cada departamento tendrá un costo de US$6.000 por metro cuadrado para una obra de lujo que incluirá vistas de 360 grados, una galería de esculturas, una piscina exterior con cataratas, dos piscinas interiores climatizadas de 200 metros cuadrados.

En Uruguay están reclamando que se prohiba vender cualquier vivienda en el inmueble a los kirchneristas, que han atentado contra Punta del Este.

Además tendrá una cancha de tenis interna climatizada, un salón de eventos con capacidad para 300 personas, dos microcines, una cava de vinos, restaurante gourmet y un sector exclusivo para fumar habanos.

Otro de los detalles de la torre es que todos los departamentos tendrán ventanas del techo al suelo, o sea a todo lo alto de la vivienda.“Este es un proyecto muy especial, estamos muy contentos con nuestros socios; será un gran edificio en Sudamérica”, dijo Trump, quien amasa una fortuna de US$3.000 millones, y ofreció una conferencia de prensa en Manhattan en la que lanzó su nuevo proyecto.

La Torre Trump Punta del Este se levantará en un predio del fraccionamiento Lobos de Punta del Este frentista a la rambla Lorenzo Batlle Pacheco. El predio cuenta con 71,52 metros de frente y 125.90 de profundidad lo que hace una superficie total de 9.006 metros cuadrados. La ordenanza de construcción habilita en ese lugar un complejo de veinticuatro pisos de altura con plantas de unos mil metros cuadrados cada una.

El terreno es lindero con la torre Lobos y con la Torre Tiburón III. Como informó EL PAÍS a comienzos de año el predio fue vendido por su anterior propietario, el inversor James Shasha, a un grupo de empresarios argentinos por la suma de US$ 19 millones. Se trata de la cifra más alta pagada por un predio de esta naturaleza en la historia de Punta del Este.

El diseño corre por cuenta del arquitecto argentino Berardo Dujovne, ex decano de la UBA y autor del diseño de la 2 torres Le Park del multimillonario desarrollador argentino Moisés Khaffif, ubicadas en la misma cuadra que la torre Trump. El arquitecto uruguayo Jorge Pieri, hijo del asesor de la Dirección de Planeamiento de la Intendencia de Maldonado, arquitecto Adolfo Pieri, es el encargado de firmar los planos y realizar los trámites. Pieri también es el arquitecto a cargo del desarrollo impulsado por el multimillonario argentino Samuel Liberman para la zona del “eje Aparicio Saravia”.

Anuncios